El alcalde, Fernando Yunes Márquez, informó que recibe la administración municipal en una situación financiera “de emergencia”, con cuentas por pagar que ascienden a 240 millones de pesos.

“En la aprobación de la cuenta pública del día de ayer recibimos 240 millones de pesos en cuentas por pagar a corto plazo”.

Señaló que, entre otras medidas, habrá un ahorro sustantivo en la nómina de Cabildo, convertida en la segunda más alta que paga el gobierno municipal, solo por abajo de la de servicios públicos.

Al rendir protesta en la fortaleza de San Juan de Ulúa, el edil agradeció el apoyo de la síndica y los regidores “al dar el ejemplo, de que para amarrar el cinturón del municipio, hay que amarrar primero el propio”.

Deja un comentario

SIN COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA